Sistemas de control de gestión

Los Sistemas de Control, de Gestión, se basan en la correcta ejecución de procesos atendiendo a la filósofa de gestión de las empresas desde su dinamicen; términos generales, se puede decir que el control debe servir de guía para alcanzar eficazmente los objetivos planteados con el mejor uso de los recursos disponibles tanto técnicos como humanos y por supuesto financieros. Por ello podemos definir el control de gestión como un proceso de retroalimentación de información de uso eficiente de los recursos disponibles de una empresa para lograr los objetivos planteados; sobre todo estructuras por cierto muy complejas como en los casinos y plataformas de apuestas online.

Los condicionantes del control de gestión

Es evidente que los objetivos de la empresa en su filosofía de gestión también condicionan el sistema de control de gestión, según sean de rentabilidad, de crecimiento, sociales y medioambientales. La estructura de la organización, según sea funcional o divisional, implica establecer variables distintas, y por ende objetivos y sistemas de control también distintos; ahora bien, el tamaño de la empresa está directamente relacionado con la centralización, de aquí que, en la medida que el volumen aumenta es necesaria la descentralización, pues hay más cantidad de información y complejidad creciente en la toma de decisiones.

Cabe resaltar, que la cultura de las empresas, en el sentido de las relaciones humanas en la estructura y el clima organizacional imperante, constituye un factor determinante del control de gestión, sin olvidar el sistema de incentivos y motivación del personal; lo que impacta directamente en la eficiencia en el cumplimiento de las tareas lo que repercute directamente en la productividad y competitividad de la organización; pues cada procesos exige talento humano, recursos financieros y tecnológicos en relación directa.

Sistema de control de gestión

Barrenechea, A. (2007), plantea que un Sistema de Control de Gestión (SCG) es una estimulación organizada para que los “managers” descentralizados tomen sus decisiones a su debido tiempo, permite alcanzar los objetivos estratégicos perseguidos por cada empresa; para mantener la eficiencia organizativa y facilitar la toma de decisiones es fundamental controlar la evolución del entorno y las variables de la propia organización que pueden afectar su propia supervivencia; entonces lo que plantea el sistema es monitorear los distintos procesos en las distintas unidades de negocio que puedan existir en una organización de gran tamaño o en expansión;  lo cual es muy común en los sectores del gaming de amplia oportunidad de explotación, diversificación y expansión. 

Indicadores de gestión

Para  autores como Román, H y Oliva, D (2008) un indicador es un número índice en una cantidad que muestra, por medio de su variación los cambios a través del tiempo o el espacio de una magnitud que no reúne los requerimientos necesarios para lograr medir y controlar una función de forma científica y simple de entender; es decir, en la definición anterior se señala que un indicador de gestión es la expresión cuantitativa del comportamiento o desempeño de una actividad en un proceso normado de ejecución. También es una referencia numérica que permite controlar y evaluar el desempeño de: organizaciones, unidades administrativas, operativas y procesos durante un tiempo o periodo determinado.

Teoría general de los sistemas

Esta teoría con los aportes del trabajo del biólogo alemán Von Bertalanffy (1968) el cual afirma que las propiedades de los sistemas no pueden ser descritas significativamente en términos de sus elementos separados; puesto que para la comprensión de los sistemas deben estudiarse en forma global, involucrando todas las interdependencias posibles de sus subsistemas), mientras que, por otro lado Chiavenato (1998), define el sistema como un conjunto de elementos interdependientes e interactuantes; un grupo unidades combinadas que forman  un todo  organizado; es decir, que efectivamente las empresas están conformadas por diferentes unidades organizacionales, estas no pueden actuar de forma independiente, sino que deben hacerlo de forma coordinada a través de medios de integración y de control.

Esto debido a que no se puede olvidar que un sistema está conformado por un conjunto de subsistemas, los cuales deben trabajar de una forma interrelacionada para poder lograr los objetivos y metas planteados en su filosofía de gestión. Por lo tanto, es necesario ver a la organización como una globalidad, dado que cualquier estímulo que se conciba a algunas de las unidades del sistema, será capaz de afectar a las demás unidades por la relación que existe entre ellas y es así como lo señala Frías (1988), un cambio en determinada unidad, provoca un cambio en todos los demás elementos y en el sistema total. En otras palabras, toda alteración ocurrida en cualquier elemento del sistema proporciona cambios significativos para el logro de los objetivos; debido a que existe una gran interdependencia entre los mismos.

Cabe señalar que la teoría de los sistemas se fundamenta en tres premisas básicas: Primero, que los sistemas existen dentro del sistemas; segundo que los sistemas son abiertos y tercero que las funciones de un sistema dependen de su estructura. Según el mismo autor, se decía que en la antigüedad los tradicionales veían la organización como un sistema cerrado donde se tomaba en cuenta sólo las relaciones internas que se deben en ella, sin tomar en cuenta su entorno ambiental.  En contraste con este, la teoría moderna de la administración se ha orientado hacia el enfoque de sistema abierto y es así como hoy en día las organizaciones son vistas como un sistema amplio compuesto de subsistemas que interactúan internamente, y a su vez este sistema es parte de un sistema mayor que vendría a ser ambiente externo o situación en que se desenvuelven la empresa.

Tipos de sistemas

Entonces, habida cuenta de que las organizaciones son todas distintas y absolutamente dinámicas, algunos estudiosos de la materia como Chiavenato (1998), detallan los sistemas siguientes:

  • Sistema Abierto: Son sistemas que dependen o interactúan con el entorno que los rodea, por ejemplo, una empresa de un sector de mercado determinado. 
  • Sistema Cerrado: Son sistemas que no dependen del medio, pero que en determinado momento dependen de lo que les rodea; por lo tanto, todos los sistemas son abiertos.
  • Sistema Dinámico: Son sistemas que están en constante desplazamiento y funcionamiento, por ejemplo, los empleados, lo que le agrega dinamismo a la estructura. 
  • Sistema Estático: Son sistemas que no tienen ningún tipo de actividad, ni para su funcionamiento. Dentro de las organizaciones no existe nada estático. 

Importancia de los sistemas para la organización

Los sistemas para las organizaciones ,según Hammer (1993 ), tienen su razón de ser en los requerimientos que necesita el medio ambiente , en cuanto a los distintos bienes o servicios, pero también es ese medio que le ofrece a  la organización los insumos, materiales, recursos humanos, financieros y técnicos , que posibilitan la elaboración de sus bienes o servicios; por lo tanto el éxito o fracaso de la empresa dependerá de su interrelación con ese medio, al igual que los cambios políticos, económicos, sociales, tecnológicos, que se suceden en el país y que ejercerán una influencia notable. El sistema es un todo organizado con lógica; está integrado por aspectos de totalidad e integridad como fundamento y funcionamiento global.

Tecnología de la información

La tecnología de información según Gerstein (1988) se refiere a los medios colectivos para reunir y luego almacenar, transmitir, procesar y recuperar electrónicamente palabras, números, imágenes y sonidos, así como a los medios electrónicos para controlar máquinas de toda especie, desde los aparatos de uso cotidiano hasta las extensas fábricas automatizadas. En la actualidad, la automatización de procesos, la digitalización de los modelos negocios y la gestión de datos son activos de las organizaciones modernas pues incrementa su productividad y las hace mucho más competitivas.

En este sentido, la tecnología de la información, tal como se está utilizando, abarca no solo el recurso de los computadores, sino también recursos afines, a saber, las comunicaciones (teléfono, video y radio inclusive) y el equipo de oficina como procesadores de palabra, copiadoras y máquinas. La tecnología de la información puede extenderse también al terreno de las imágenes arquitectura, ingeniería, gráficas, modas y películas y al de los sonidos, donde se incluyen la música e innumerables aplicaciones para la síntesis y reconocimiento de habla; pues se construyen modelos de negocios desde la innovación, como e commerce, plataformas de apuestas online o los videojuegos o eSports en la industria del entretenimiento.  

Sistemas de información gerencial

Estos sistemas se caracterizan por ser más completos en el procesamiento de información y la salida generada permite afianzar con mayor fuerza la toma de decisiones, en este sentido Pressman (1993) señala que los sistemas de información gerencial son una colección de sistemas de información que interactúan entre sí y que proporcionan información tanto para las necesidades de las operaciones como de la administración; sin embargo cabe destacar que es una colección de sistemas de información y no un sistema “total“. En teoría, una computadora no es necesariamente un ingrediente de un Sistema de Información Gerencial (SIG), pero en la práctica es poco probable que exista un SIG complejo sin las capacidades de procesamiento de las computadoras como recursos de la integración de la información. 

Este concepto, aunque más amplio, se ajusta plenamente porque los sistemas de información de todas las funciones de la empresa están unidos cada vez más en un súper sistema, compuesto de sistemas casi independientes, pero de tal modo que ninguno de ellos puede verse completamente separado de los otros; además, tratándose de estructuras muy complejas, las necesidades de integración son todavía mayores, y exigen sistemas mucho más fluidos en cuanto a comunicación y gestión de datos para todas las funciones productivas de la empresa en su totalidad. 

Sistemas de gestión de casinos 

La gestión de un casino terrestre representa un escenario diferente y peculiar en relación a cualquier otra estructura o modelo de negocio, y en plataformas digitales todavía más complejo, lo que exige conocimientos de todos los sectores en su totalidad.  Es indispensable entender la importancia de la capacitación y mejoramiento continuo del talento humano conocimientos en administración, comercialización, operaciones y atención al cliente. Por otro lado, la estandarización de los procesos es otro punto a considerar en la correcta gestión de un casino online.

Lo que permite desde la dirección, un adecuado control interno de todas las operaciones que se ejecutan en la plataforma dentro y fuera de ella. Aunque existen programas de soluciones integradas para la gestión de casinos online, la realidad es que se exige conocimiento para ejecutar estos sistemas y optimizar resultados. En este sentido, la normalización de los procesos es indispensable para la adecuada gestión de procesos, no solo en la documentación al detalle de las tareas, sino en la detección de cuellos de botella, duplicidad de tareas y capitalización de los esfuerzos en cada una de las unidades de la organización. 

De aquí que, la nueva gerencia del conocimiento, exige a las empresas de servicio de vanguardia, considerar con planes de entrenamiento, capacitación y formación del talento humano para el desarrollo de competencias bajo la cultura de equipos de alto rendimiento, orientados hacia la obtención de resultados. Los juegos y apuestas online, se han convertido hoy por hoy en uno de los sectores con mayor capacidad para generar oportunidades de empleo en Europa, es el sector del juego, industria y foco productor de empleos en muchos países. 

Las leyes de ordenación de esta actividad económica y la proliferación de empresas dedicadas al sector del juego online, han impulsado considerablemente la recuperación económica de muchos de estos países. Actualmente, además, es un hecho que la recuperación de las altas tasas de desempleo se debe en gran medida a la nueva generación de casinos y casas de apuestas online, que muestran una gran capacidad de generar empleo; lo que evidentemente trae retos de capacitación y entrenamiento en la industria. En definitiva, la asesoría de expertos en el sector de Igaming, permite el diseño de las distintas estrategias y planes de acción en estas áreas de la gestión de casinos tanto terrestres como en las expansiones de los negocios hacia plataformas de apuestas online. 

Visitanos en www.italtroni.net 

Leave a comment